Todo eso que nos hace sentir jennísimos: las insurrecciones que enrulan el mechón lacié, el puctum, lo desprolijo, lo desubicado, el ello, el imaginario radical, lo ridículo, lo inocultable, la falla, lo que nos esforzamos por ocultar pero que se ve a la legua como un elefante dorado. Bienvenidos al blog de Jennísima.

miércoles, 23 de noviembre de 2011

De querer


Quiero ser un poco como él
cruel, mentiroso, desalmado

Quiero ser un poco menos como yo
intensa, sensible, entregada


Quiero ser un poco como él
poderoso, fuerte, seguro

Quiero ser un poco menos como yo
dudosa, temerosa,inestable

En realidad, no quiero ser como él
quiero ser como yo
y que él me quiera.

12 comentarios:

f dijo...

yo quiero ser como yo y me quiero.

después pienso en los demás.

(un poquito)

Ariadna dijo...

Ay qué lindo!

Hugo dijo...

Nada de cambiar, alguna vez Roberto se va a avispar y se va a dar cuenta de lo que se pierde.

Y si demora mucho, chifle; que podemos ir con los muchachos a visitarlo para que recapacite.

Cinty dijo...

Muerte a los Robertos que no nos entienden ni quieren entendernos!!!!

Querendon dijo...

Lo clara que la tiene Roberto!!

Jennifer Amapola Banfrula dijo...

F. : usté la tiene atada. me gusta. ahora quiero ser como usted.

Ari: qué lindo que te parezca lindo. gracias

Hugo: te chifloooooooooooo, me escuchás?

Cinty: un desfribilador para Roberto que esta muerto de sentimientos.

Querendon: es así. él sabe lo que hace. por suerte no lee mi blog.

La Chica dijo...

Yo también quiero lo mismo...

Ciudad Química dijo...

querer que quieran querer... es mucho querer

Jennifer Amapola Banfrula dijo...

Ciudad Quimica: quiero creer que ningun querer es mucho querer.

Sil dijo...

Yo creo que en esa situación diría que no quiero querer que me quiera.
O algo así..

Br1 dijo...

Buenísimo. Me encantó.

Hugo dijo...

Escucho, ahí vamos marchando a partirle la mandarina en gajos.