Todo eso que nos hace sentir jennísimos: las insurrecciones que enrulan el mechón lacié, el puctum, lo desprolijo, lo desubicado, el ello, el imaginario radical, lo ridículo, lo inocultable, la falla, lo que nos esforzamos por ocultar pero que se ve a la legua como un elefante dorado. Bienvenidos al blog de Jennísima.

miércoles, 25 de abril de 2012

Acceso al corazón


13 comentarios:

Vale dijo...

¡JAjajaja!
¡Totalmente!

Catalina La Grande dijo...

¿Tu cardiólogo?

budin dijo...

No se eh.

Digo, no quiero venir a echar por tierra tus teorías peeeero, soy de las que está a favor de coger primero y enamorarse después.

Entonces, como diría el 10: 'Que la sigan tocando'.

Mua! :)

lou dijo...

GENIAL!!!

Alejo Z. dijo...

Jajaja Catalina se me adelantó con el comentario. Esos exámenes médicos en épocas de escasez de Robertos =P
Un abrazo

Jennifer Amapola Banfrula dijo...

Budín, ete aquí la cuestión.

Anónimo dijo...

Despues de tocar ahi a donde menos me importa llegar es al corazon...

Anónimo dijo...

Despues de tocar ahi a donde menos me importa llegar es al corazon...

DM dijo...

Hay mucha anatomofisiopatologia en tus diagramas! me gusta ;)

La Criatura dijo...

y cuanto más haya para llegar al corazón, mejor

Gabulet dijo...

jajajajj muy bueno!!

f dijo...

entonces te vamos a tener qu eregistrar bien para ver por donde se llega...

Hugo dijo...

Yo quiero seguir creyendo que por ahí se llega.