Todo eso que nos hace sentir jennísimos: las insurrecciones que enrulan el mechón lacié, el puctum, lo desprolijo, lo desubicado, el ello, el imaginario radical, lo ridículo, lo inocultable, la falla, lo que nos esforzamos por ocultar pero que se ve a la legua como un elefante dorado. Bienvenidos al blog de Jennísima.

jueves, 17 de mayo de 2012

La mano de la mujer

Leer de acá -> para allá.

9 comentarios:

Lau dijo...

Se lo voy a hacer a mi hija cuando crezca.

A quién le imporrta dijo...

jajajjajaja, Banfruuu, qué desayunaste??

Cinty dijo...

La gordita picaronaaaaaaaa

f dijo...

te faltó repetir varias veces y bien juntito:
selocogióselocogióselocogió!

Mauro Avalo dijo...

jaja bueno

Catlina La Grande dijo...

¡Ha visto como ser gordita tiene su atractivo! .........

Jennifer Amapola Banfrula dijo...

F: me hiciste largar carcajada!!!

Cata: nadie lo niega, te lo digo yo, que soy flaquiiiita, flaquiiiita.

Marco dijo...

jaja Y sí... la suerte de la fea la linda etc... Igual sepan que todo ese trabajo de embellecimiento no es vano, lo juro.

Zeithgeist dijo...

che, pero para tocarle la prostata te alcanza con el dedo gordo?? O tenes un dedo gordo muy largo, o el coso en cuestion tiene un esfinter muy corto...